Soluciones contra el calentamiento global. Eliminadores de standby

Disminuir el consumo energético de nuestros hogares es un gran paso para reducir las emisiones de CO2 y, por lo tanto, el calentamiento global. Realmente debemos hacernos responsables de nuestro consumo. La creación y fomento de una cultura energética es un gran reto para la sociedad actual. La carencia de esta cultura, unido al desconocimiento de medidas de ahorro energético, es el principal escollo para conseguir un ahorro energético significativo en el sector doméstico.

Casi todos los aparatos que tenemos en el hogar disponen del sistema standby. Estado en el cual los aparatos siguen consumiendo aunque estén apagados, debido principalmente a que el transformador sigue funcionando. Es entre otros, la conocida luz roja del televisor. Cada vez los hogares están más equipados de diferentes aparatos, radio, frigorífico, ordenador, escáner, impresora, DVD… de los cuales el 70% tienen sistema de standby. El consumo de standby aproximadamente comprende el 15% del consumo total de nuestro hogar. Produciendo casi el 2% de las emisiones de CO2 en todo el planeta. Simplemente eliminando la situación de standby de todos los electrodomésticos de nuestra casa podemos eliminar este 2%. Este ahorro en un hogar se puede cuantificar en unos 50E/año aproximadamente.

Con el fin de eliminar este despilfarro energético, están lanzando diversas medidas de control y ahorro, como las regletas eliminadores de standby, que cortan el suministro energético a los aparatos cuando detecta que están en situación de standby. Consiguiendo reducir a cero este consumo de energía sin uso. Lo innovador de estas medidas es que una vez instaladas no necesitan la permanente vigilancia del consumidor, situación que se daba con las regletas convencionales de interruptor, que por olvido de apagarlas se quedaban todos los aparatos en standby. El consumo propio del standby de estos eliminadores es de 0,01W es decir, el consumo de un eliminador es mucho más inferior que el consumo de standby de uno solo de los aparatos que tiene conectados. Lo que constituye un consumo despreciable.
Realmente podemos colaborar a reducir las emisiones de CO2. Si ponemos cada uno nuestro granito de arena conseguiremos grandes resultados. Espero que con esta propuesta, la eliminación del standby sea una realidad y no una hipótesis escrita en un papel.

Maria José Carrillo Caballero.
Fuentes: IDEA, IAE y Facua.

Deja un comentario